Regalos inesperados

DSC_0141Sin entrar mucho en detalles, hoy día 20 de Marzo de 2014 he tenido libre en el trabajo.Me propuse como muchas otras veces aprovechar este don divino que es el tiempo libre al máximo, sabiendo que existía una enorme posibilidad de no rellenar las horas con actividades ociosas para este ser humano.

En vez de levantarme a las 4:30h como cada día, he aguantado unas tres horas más. El primer combate a la desidia y a la rutina lo he ganado por KO en el primer asalto. Desayuno con mi Turpi, un café con leche y un buen trozo de pan tostado con su jamón y su aceite de Andalucía…

Luego, una vez recogido los trastos alimenticios he paseado un poquito a Darwin, pero un paseo chiquitillo… Al dejarlo en casa he cogido a mi pequeño y poco potente José Luís y a ese nuevo apéndice que tengo, y he puesto rumbo a Banyalbufar, Esporlas y varios sitios más de la Tramuntanta. El binomio de curvas y fotos ha conseguido que me guste tanto o más el jamón con queso, el café y el chocolate o el arroz blanco con ketchup…

Antes de comer, y no hay que ser muy avispado para saber que me he metido entre pecho y espalda, he ido con mi DSC_0144Darwin al parque. Una hora corriendo detrás de la pelota y jugando con otros perros. Yo disfrutando del cansancio progresivo de ese cacho carne.

Una vez que había dado buena cuenta de uno de mis platos favoritos, con su cafelillo y su trocico de chocolate correspondiente he empezado a ver Los Soprano. Una deuda de seriéfila que tenía y que me ha causado una impresión mucho mejor que Breaking Bad. Y claro, al no haber madrugado, la siesta era innecesaria, por los que me ha dado tiempo a volver a sacar a Darwin e ir al cine.

DSC_0154300, El Origen. No voy a decir que haya sido mi película favorita, ni mucho menos, pero hacía mucho tiempo que no disfrutaba tanto de un espectáculo de entretenimiento… Todavía me ha dado tiempo, de salir pronto, leer un ratico mientras esperaba a que fuesen las 19:00 para recoger a la copiloto de mi vida. Y después de otro paseico con Darwin… Volvemos a casa.

Y todavía me quedan unas cuantas horas de este Jueves 20 de marzo de 2014 para estar con los dos habitantes de la Guillermina que comparten mi vida y mis ratos de ocio, aunque ellos no estén presentes físicamente.

Nada más,

Sed felices y que la vida os regale días, semanas, trienios y quinquenios de felicidad y de excesos en sensaciones positivas.

Besos.

DSC_0149

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: