Zinedine Zidane

Muy buenas. Vaya por delante que no sé de fútbol, pero hoy me voy a atrever a escribir sobre este deporte.

En esas infancias de cualquier niño, el fútbol era algo casi prioritario, era poco más que una obligación moral y social. Si no sabías jugar a fútbol o ya ni hablemos si no te gustaba, te podían considerar hasta un paria social. Por suerte, en ese aspecto, formaba parte de la mayoría y todavía recuerdo mis partidos con cualquier pelota y con porterías hechas por dos piedras, y con el pasar de los años, he retomado esa sana costumbre de jugar un vez por semana.

Pero no me quiero erigir como protagonista de esta entrada, quiero que lo sea Zidane. Al llegar a esa extraña adolescencia mía, el fútbol desapareció de mi vida, y más aún cuando irrumpieron mis peculiares ideales políticos, ya que el Real Madrid, mi equipo favorito, representaba y representa todo lo opuesto que esa ideología mía defendía, o defiende, eso no ha cambiado.

Pero llegó Zidane, he izo que me volviese a enemorar de ese entretenimiento con todo lo que lleva, partidos en la tele, noticias deportivas, mercado de fichajes, etc… Pero se fue la Zidane y se volvió a ir la magia. Ahora ese exquisito jugador de fútbol ha pasado a entrenar al primer equipo, y desde mi modesta opinión, es un error, un grave error.

Creo, desde mi más humilde e ignorante opinión que el gran problema del Madrid es el Barça y que lo único bueno que tiene este Barcelona para los madridistas es que es un equipo irrepetible y por mucho que Florentino intente conseguir todo lo que el Barça ha conseguido a base de talonario y prueba tras prueba, lo veo muy difícil, por no decir imposible.

Messi es el mejor jugador de la historia. El F.C. Barcelona, creo que también es el mejor club de la historia. El sextete y el “quinteple” son hoy por hoy una utopía para el equipo de Chamartín. Las similitudes entre Zidane y Guardiola son claras, pero la gran diferencia es que ha Guardiola le salió perfecto y si Zizou no lo consigue tendrá ese estigma de por vida, además de que puede “quemarse” y llegar a fastidiar más todavía la delicada situación del Real Madrid. Espero que no sea así y que con la llegada de ese hombre que me volvió a enamorar gane muchos títulos, y aunque no los celebre como antaño, me alegraré por madridistas acérrimos como Toni Pérez, Jesús Arias y la madre que me parió.

Ah, una cosa más, con el pasar de los años me sigue costando explicarle a mi Turpi que cambiar de equipo de fútbol es casi tan complicado como cambiar el grupo sanguíneo.

Nada más.

Que lo reyes magos de oriente, de occidente o de cualquier parte del globo terráqueo hayan sido generosos con todos ustedes.

Besos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: