Archivo para verano

Amores de verano

Posted in Mis cosas with tags , , , , , , , , , , on 31 agosto 2016 by Buenaventura

Scania P450

Como ese amor que nace y muere en una noche de plenilunio, que ambos amantes saben que su fugaz y efímero encuentro tienen fecha de caducidad.

Así ha sido mi relación con el Scania P450 que he llevado estos últimos 15 días.

Me atrevería a decir que ha sido algo más que un enamoramiento espaciado en este tiempo. Ha sido un ROMANCE con todas las letras.

Tanto él como yo conocíamos la existencia de las fatídicas fechas en las que nuestros caminos se separarían.

Y todo eso llegó. Sigue leyendo

Los calores del verano

Posted in Mis cosas with tags , , , , , , , , , on 15 agosto 2012 by Buenaventura

ME VOY A HACER UN SALMOREJO QUE…!!!

¿Por qué hace calor? Pues el ángulo de incidencia de los rayos del sol sobre el planeta tierra y un par de cosas más… pero no me voy a poner a dar clases de Geografía, porque es una asignatura que solo tengo aprobada el primer cuatrimestre (esperando aprobarla el próximo curso)

Hoy es una de esas fiestas religiosas que no entiendo, me da igual, pero tener libre un día en mitad de la semana con estas calores que hacen, es toda una bendición, sea de Dios, de Alá, de Buda o de los Siete Dioses, acabo de venir de la playa, y después de una ducha casi con agua fría estoy escribiendo este post tal y como mi madre me trajo al mundo en Andalucía, lo cual para el resto de seres humanos de este hemisferio y del otro no es una imagen muy agradable, por lo tanto no pondré una foto mía en este momento, además, ya lo he intentado y los tíos de internet me han mandado un burofax y un guasap diciendo que o quito la foto o puede tomar acciones legales contra este pobre andaluz que hoy escribe. No es nada relevante, no es nada importante, no es nada nuevo, simplemente, tenía ganas de escribir y de contar alguna que otra chorradica.

Sigue haciendo calor, mucho calor.

Darwin está tumbado en la puerta de casa mendigando unas pequeñas ráfagas de aire, todavía queda un rato para que encienda el aire acondicionado del salón, que será para la comida y la posterior siesta. Sigue leyendo

Paseando por la Mezquita

Posted in Mis cosas with tags , , , , , , , , , , , , , , , , on 12 julio 2011 by Buenaventura

Hace un calor horroroso, tengo sueño pero no el suficiente como para irme a la cama y cocerme como un pollo.

Hoy no he tenido clase de inglés, así que he echado a andar bordenando la ciudad como cuando iba en bici, antes de que me la robasen. En total unas tres horas de caminata de mi casa hasta el puerto ida y vuelta, aunque por dos caminos distintos, sin pararme más que para descansar cinco minutos. El Gugel maps me ha dicho que han sido unos 18kms… Son muchos, pero tampoco creo que el Sr. Gugel me haya mentido. Sigue leyendo

La vueltas que da la vida…

Posted in Mis cosas with tags , , , , , , , , , , , , , on 24 septiembre 2009 by Buenaventura

JaviHace ya algún tiempo en Andalucía se hizo la Expo’92, lo que luego se llamo Ruina’93. Por esos años yo era un joven muchacho andaluz que vivía con mi abuela y que pasé dos veranos allá por Chiclana. El primer verano, fueron una sucesión de días, noches sin mayores anécdotas, Mi único amigo era un tal Alberto que era hijo de unos compañeros de mis padres. Tanto esos seres humanos como mis progenitores, decidieron dar el salto desde Mallorca hasta esas tierras gaditanas. Al final todo salio rana.

Al año siguiente volví a aquella urbanización, La Almadraba, creo recordar que se llamaba y el tal Alberto que vivía allí todo el año, se hizo amigo de una serie de personas y por ende yo acabé formando parte de esa “pandilla”

No  recuerdo muy bien el nombre de la gente, aunque si las profesiones de sus padres. Abogados, médicos, incluso había un ingeniero de caminos. Haciendo memoria mientras escribo esto me vienen a mi cabeza andaluza (y grande) Rosalía, Javier, Juanjo, las hermanas Nazareth y Estrella, Rubén… En fin

Ese verano fue un verano maravilloso. Sin lugar a dudas uno de los mejores de mi vida. No trabajaba, no estudiaba, iba todos los días a la misma heladería a comprarme un helado de Frambuesa y Limón, y me compré mi primera revista de coches, que todavía conservo como casi todas las que  he comprado. Aprendí que en Cádiz, los coches de choque se llaman Coches-tropezones y que una socorrista guapa y cordobesa podía hacerse amiga de un niñatillo un poco más joven que ella y acabar escribiéndose cartas. No muchas, la verdad, pero también las conservo. Ahora con tanto feisbuk, tanto tuiter y tanta internet, la magia de las cartas manuscritas se ha perdido. Aunque yo todavía intento recuperarla de vez en cuando. Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: